Ipad Zavvi

Need for Speed Carbono
7
-

30/12/2008 por Antonio Velázquez

Introducción

 

La primera remesa de juegos para Wii nos trae, de la mano de la siempre prolífica Electronic Arts, el último capítulo de la saga Need For Speed, esta vez subtítulada 'Carbono' ('Carbon' en inglés).
Tras 'Underground 2' y el más reciente 'Most Wanted', este nuevo título de la serie mantiene el desarrollo y características de éste último, con algunas nuevas opciones. De hecho, mantiene el hilo argumental de 'Most Wanted' continuando lo ya vivido en dicha precuela.

 

Nada más comenzar el juego, una bonita chica nos da el mensaje de introducción y es donde comprobamos el primer fallo del juego: está completamente en inglés, sin ni siquiera unos míseros subtítulos para los más desconocedores del idioma anglosajón. Lo cual no dejaría de ser meramente anecdótico de no saber de antemano que las versiones para otras consolas de este juego están traducidas a nuestro idioma. Quizá las prisas por colocar este 'Carbono' en el catálogo incial de Wii han provocado este agravio comparativo. O quizá sea una pequeña dejadez por parte de EA hacia los usuarios de la blanca de Nintendo. En cualquier caso, un tirón de orejas por esta carencia que hará más dificultoso el disfrute completo del título para algunos jugadores y también el que muchos puedan decantarse por la adquisición de este juego en cualquiera de las otras plataformas en las que está disponible en caso de disponer de alguna de ellas además de una Wii.

 

 

El juego

 

El desarrollo del juego es simple y no por ello inesperado: conducir y ganar carreras y desafíos. La motivaciones para hacerlo son varias: desbloquear nuevas piezas para nuestro coche, desbloquear nuevos coches, ganar dinero para adquirir tanto piezas como nuevos vehículos e ir reclutando componentes para nuestra banda a la vez que vamos ganando territorios. ¿Qué banda? Pues nuestra horda de compañeros amantes de la velocidad, que durante la partida colaborarán con nosotros para así aumentar nuestro prestigio en el juego y conseguir que cada vez sean más los que quieran colaborar con nosotros en los distintos desafíos.

 

Los modos de juego disponibles al inicio en 'NFS: Carbono' y tal como los describe el escueto libro de instrucciones son:

 

Carerr (Modo carrera): Tú y tu equipo debéis competir en una guerra a tumba abierta por la ciudad y darlo todo para conseguir los barrios de vuestros rivales. Cada vez la policía ejerce más presión, por lo que la batalla se traslada en última instancia a Carbon Canyon, donde la reputación y los territorios se pueden perder en cada centímetro de cada curva.

 

Challenge Series (Serie desafío): Agarra el volante y prueba tus habilidades. Para alcanzar los eventos de Medalla de oro, antes tienes que superar los de plata y los de bronce. Vence en eventos de Medalla de oro para desbloquear piezas y vinilos y ulizarlos en el modo carrera.

 

Quick Race (Carrera rápida): Ponte a la faena sin más dilación en una carrera que no cuenta para los progresos en el modo carrera.

 

Rewards cards (Tarjetas de recompensa): Si completas los logros que aparecen en pantalla, sumarás tarjetas de recompensa. Todos los iconos constan de cuatro logros que debes completar para conseguir la recompensa.

 

Estos modos de juego se complementan en el menú principal con otras opciones como son:

 

My Cars (Mis coches): Llena tu garaje de coches y personalizalos con mejoras visuales y de prestaciones que hayas desbloqueado.

 

Statistics (Estadísticas): Lleva un registro de todos tus progersos en el juego, incluidos tus mejores tiempos en cada carrera, y tus estadísticas de persecución acumuladas.

 

Options (Opciones): Ajusta las opciones a tu medida; el sonido, la imagen, la jugabilidad y mucho más. Si detienes la partida puedes acceder al menú de opciones.

 

 

Gráficos

 

Si bien gráficamente el juego cumple, se nota al poco de empezar a jugar que no nos encontramos ante un juego programado para aprovechar la discutida potencia gráfica de Wii, que dista mucho de tener un límite en lo que 'Need For Speed: Carbono' nos ofrece. Realmente hemos visto mejores cosas en la ya casi extinta Game Cube, si bien esto no quiere decir que el juego sea malo gráficamente hablando. Los modelos son buenos, los escenarios bastante logrados y la iluminación de los distintos elementos está muy conseguida. La sensación de velocidad es buena, aunque adolece de algunos descensos en el nivel de fotogramas por segundo que hace que nos cuestionemos si realmente se ha cuidado esta conversión. Y es que se detecta un cierto aroma a prisa a la hora de portar el motor gráfico desde Playstation 2, sin haber puesto algo de esmero en optimizar ciertos aspectos que la Wii habría podido solvertar sin problemas como es el caso de la calidad de las texturas o algunos polígonos más en ciertos modelos. Al menos se agradece el soporte para 60 Hz y modo progresivo.

 

Como anecdóta comentar que aún probando el juego en un retroproyector de 50 pulgadas DLP a 60 Hz los textos de los menús eran algo molestos de leer.

 

No obstante, y dado el breve catálogo de Wii hasta la fecha, hay que hacer justicia y decir que 'NFS: Carbono' es lo mejor en juegos de conducción en lo que a gráficos (y jugabilidad) se refiere, con el permiso y a la espera de 'Excite Truck'.

 

 

Sonido / Música

 

Muchas melodias de diversos estilos pero manteniendo una línea de agresividad y cañerismo en casi todas. En la línea de la ambientación que se le ha querido dar al juego.
Los efectos de sonido, importantísimos en juegos de esta índole debido al constante ruido de motores, derrapajes, choques, sirenas, etc... son más que notables y, ni se hacen molestos, ni resultan inverosímiles. Al contrario: con un buen equipo de audio la experiencia jugátil se tornará mucho más contundente.

 

 

Jugabilidad

 

Quizá aquí topamos con la mayor diferencia de esta versión Wii de 'NFS: Carbono' respecto al resto. Y esa es, obviamente, el sistema de control del vehículo. El novedoso wiimote permite adoptar varias posibilidades a la hora de dirigir nuestro vehículo tuneado por las carreteras de Carbon Canyon.

 

Como opción por defecto está la ya conocida posibilidad de utilizar el mando de forma horizontal, cogiéndolo con las dos manos y girándolo a derecha o izquierda como si de un volante se tratara. Con los pulgares podremos pulsar los distintos botones para realizar las demás tareas obligadas al conducir, como pisar el acelerador o el freno, o hacer uso del espectacular “efecto bala” que nos permitirá aumentar la precisión en distintas zonas gracias a la cámara lenta.
Otra de las opciones es usar el nunchuk, controlando el coche con el stick analógico, y acelerar mediante la inclinación del wiimote (como si de un pedal se tratase). Esta opción puede ser la más socorrida para los amantes de un control más “tradicional”.

 

El resto de opciones son variaciones sobre estas dos, lo cual da para multitud de sistemas de control a gusto del consumidor.
Reseñar que se puede ajustar la sensibilidad a la hora de la detección de movimiento por parte del wiimote, lo cual es de agradecer.

 

Todas estas “novedosas” opciones de control, a priori una virtud, pueden convertirse en un defecto ya que la necesidad de adaptación y aprendizaje de estos sistemas de control es mucho más acusada, y se puede echar en falta, para los más impacientes o torpes, un sistema de control más convencional.

 

En cualquier caso, la jugabilidad con un sistema u otro no se ve afectada lo más mínimo y ya es cuestión de los gustos de cada uno el adoptar el que queramos.

 

 

Conclusión

 

'Need For Speed: Carbono' adolece sin duda el haber sido portado con demasiada prisa a Wii, y pruebas de ello son el acabado técnico del juego y la falta de traducción respecto al resto de versiones. Esto no significa que debamos renunciar a la velocidad nocturna con coches tuneados y luchas entre barrios que nos ofrece EA. Al contrario. 'Need For Speed: Carbono' es la mejor opción hasta la fecha si eres un amante de los juegos de conducción o de la saga de Electronic Arts.

 

El sistema de control puede ser tanto un punto a favor como en contra, pero con algo de tacto y paciencia es más bien lo primero y permite multitud de posibilidades que se nos niegan en las otras versiones de control más tradicional. Por otro lado, la multitud de recorridos, vehículos y objetos para tunearlo, como los diversos modos de juego hacen que la vida de este juego esté garantizada siempre y cuando sea de tu agrado y no te cieguen los faros del vehículo frontal en la oscuridad...

Antonio Velázquez
Director de Contenidos

Seguidor de las buenas series y películas, aunque sus mayores pasiones son los videojuegos, las matemáticas y la cerveza, no necesariamente en ese orden.

comments powered by Disqus

Últimos análisis

Pokémon Shuffle
3DS
Un juego basado en la licencia Pokémon, y F2P, ha salido. Veamos si cumple y su modelo de negocio.

Análisis UnoTelly
Otros
Servicio DNS para poder usar canales streaming online sin perjuicio de los bloqueos regionales.

Daylight
PC / PS4
Zombie Studios nos presenta un survival horror sencillo a la par que terrorífico.

Titanfall
PC / Xbox One
Será Titanfall el shooter que vaya a destronar a sagas como Call of Duty o Battlefield

Need for Speed: Rivals
PC / PS3 / PS4 / Xbox 360 / Xbox One
Probamos el Need for Speed: Rivals ¿El primer Need for Speed de la nueva generación? ¿O el último de la generación actual?